Castillo de Cano hecho con desechos

,

Ubicado en Antonito, el Castillo de Cano domina la vista de un barrio perfectamente normal. Este enorme edificio, hecho de chatarra, tapacubos, puertas mosquiteras y otros materiales recuperados, y revestido con latas de cerveza de aluminio aplanadas.

Este singular castillo fue creado por un hombre llamado Dominic Cano Espinoza que afirma que Dios construyó el castillo y Jesús ahora reside en él.

Nacido en 1948, Dominic Cano se alistó en el ejército de los Estados Unidos en 1968 y, al regresar en 1970, se puso a trabajar en los campos de papa. Afectado por las pérdidas en la guerra de Vietnam y fascinado por los templos budistas, surgió la idea de construir un castillo  como su “forma de construir algo para su propia religión”.

La estructura principal de su castillo es de piedra, con madera enfundada, y mucho material de desecho como: láminas de chatarra aplicada, fondos de latas de aluminio recortados, hileras de botellas, entre otros extraños materiales.